La Fundación en los medios

Las multinacionales piden la creación de un marco que atraiga a inversores

Publicado por Fundación I+E | 28 de febrero de 2017

La presidenta de HP en España y de la Fundación I+E, Helena Herrero, ha pedido hoy la creación de un marco regulatorio, fiscal y de infraestructuras que atraiga inversiones en Investigación y Desarrollo (I+D) para acercar a España a la media europea.

La baja calidad de las infraestructuras científicas y de la educación, en materias como ciencias y matemáticas, es el mayor obstáculo de España a la hora de competir en innovación con países punteros como Finlandia o Japón, según un informe elaborado por la Fundación I+E y el IESE Business School y presentado hoy en Madrid.

Como aspectos positivos, el informe resalta la buena situación de las conexiones de banda ancha y la alta disponibilidad de científicos e ingenieros, que supera la media europea.

Herrero ha indicado que el objetivo es que España sea más competitiva e innovadora a medio y largo plazo, ya que el país tiene “mucho que mejorar”.

El estudio señala que la responsabilidad de invertir en innovación recae en el sector público y que la actuación del privado sería “reactiva”.

“La innovación se consigue invirtiendo, cuanto más mejor, y son las instituciones nacionales las que deben resolver el problema”, ha resaltado el profesor de Gestión Estratégica del IESE, Pascual Berrone.

Berrone ha apuntado que el objetivo es aumentar un 25 % la inversión pública y duplicar la privada para alcanzar la media europea.

Para ello también es fundamental la contribución de las multinacionales extranjeras, que hasta ahora aportan el 35,2 % de la inversión privada que se realiza en I+D+i en España, lo que sitúa al país cerca de Suiza y por encima de Canadá, Holanda o Australia.

En el periodo 2010-2015, el sector más beneficiado por esa inversión fue el inmobiliario, que recibió cerca de 10.000 millones de euros, seguido por la inversión en servicios financieros y el suministro de energía eléctrica.

En el sector público, los mayores retos se centran en mejorar la propiedad intelectual para el registro de patentes y la calidad de las leyes relativas a la investigación científica.

En el sector privado, el informe subraya la necesidad de incrementar la cooperación de empresas españolas con compañías internacionales y fomentar el intercambio científico.

Para leer la noticia completa, pulse aquí.